___

BREVE REFLEXIÓN DE UN DOM (Part.2)

Una vez una sumisa se negó a realizar uno de mis mandatos. Me preguntó, si su Señor se había enfadado con ella, contestándola que dos de los pilares maestros que sustentan la relación existente entre una sumisa y su Señor son la voluntad y la confianza, por lo tanto, ¿Quién debe de estar molesto? ¿yo por reforzar esos pilares o tú por intentar destruirlos?... yo no soy Quién para juzgar a la persona, pero si los actos de mi sumisa que dañan a la voluntad y confianza de su Señor. Lo que más nos duele son las heridas, las humillaciones y los sufrimientos que se escapan a nuestro control, pero a su vez son las dolencias que más enseñanzas nos aportan... El Amo Adiestra inculcando sus valores y enseñanzas y valiéndose del premio y el castigo. El sumiso obedece y se somete en cuerpo y alma a los deseos y enseñanzas de su Amo. Todo buen Amo debe ser indulgente, tener paciencia y conciencia. Ya dice el dicho que Quien espera desespera... La palabra "espera" tiene una mala e inmerecida reputación que nos la muestra como un castigo, un sufrimiento que se prolonga en el tiempo. Yo quiero profundizar un poco más, como cuando la propia palabra se prolonga y se convierte en "esperanza" adquiriendo otro significado mucho más benévolo y verla acompañada por su mejor amiga "la paciencia" adquiriendo tintes y valores de compañera y consejera. El vocablo "espera" ya es sinónimo de "verdadera amiga". La terminé diciendo que su Amo está para esperarla y ayudarla en todo momento, que el tiempo no es problema sino la falta de confianza que debíamos superar entre los dos. No hizo falta esperar mucho para encarrilar de nuevo nuestra buena relación... 

Filosofo-loco Feb.02.2021 2 125
3 votos
Post info
Filosofo-loco
media/images/membership/member.png Hombre Amo
51 años, Santander
Feb.02.2021 (hace 28 dias)
Acciones
Publicidad
300x250